Música para los ojos: cómo nació la cubierta de disco ilustrada

La primera cubierta ilustrada de disco apareció en 1939, una verdadera revolución creativa en la gráfica de la música.

|

2 de agosto de 2012

|

Alex Steinweiss. Dance la Conga. 1940. Columbia Records

Alex Steinweiss. Dance la Conga. 1940. Columbia Records

Concederle a alguien el título de “creador” de las cubiertas de discos quizá suene a exageración, pero Alex Steinweiss y Columbia Records supieron darle un giro revolucionario a la gráfica de la música partiendo de una visión creativa, el riesgo y la pasión.

A continuación veremos brevemente en que contexto acontecieron los hechos, algo indispensable para entender cómo fue posible esa revolución gráfica.

La innovación de Columbia Records

En 1888 nació una compañía distribuidora y vendedora de fonógrafos llamada The Columbia Phonograph Company. Como era costumbre en la época, estas mismas empresas grababan sus propios “cilindros” (los fonógrafos de Edison usaban cilindros en vez de discos). Más tarde, en 1901, avanzó a la mayoría de la competencia introduciendo en su catálogo la venta discos grabados, convirtiéndose a lo largo de esa misma década en una de las tres compañías líderes del mercado.

En 1908 tomó una decisión arriesgada con la producción masiva de discos de doble cara (usados en ese momento para grabaciones comerciales de música popular y cantantes de poco renombre) y, poco más tarde, a principios de los años 20 prácticamente todos los sellos dejaron de usar discos de una cara para imitar a Columbia usando discos de doble cara.

Columbia acertó en arriesgarse y sentó precedente en la innovación.
La fama que cosechó con sus certeras decisiones y la adquisición del sello Okeh Records se tradujo en la posibilidad de grabar con los mejores cantantes y músicos de la época, consiguiendo así ser uno de los sellos discográficos (ahora ya con el nombre de Columbia Records) más valorados de las décadas venideras.

La idea de Alex Steinweiss

Pasó el tiempo, la compañía se asentó en el mercado y en 1939 apareció un joven creativo llamado Alex Steinweiss (1917-2011) al que contrataron como director de arte.

Alex era un apasionado de la gráfica y un gran creativo. De joven obtuvo una beca en Parsons School of Design y después de graduarse trabajó tres años para el diseñador de carteles austriaco Joseph Binder, influenciándose así en gran medida de los colores planos y la simplificación de la forma humana (muy populares en ese momento).

Su primera idea como director de arte no tardó en llegar.
Al poco de contratarle, la directiva le preguntó por su opinión respecto a los envolorios de papel marrón con los que se distribuían los discos en esa época, a lo que él respondió: “Parecen lápidas”.
Propuso reemplazar esos envoltorios por una ilustración que atrapase la mirada: una cubierta ilustrada.

“Amo tanto la música y tenía tal ambición que estaba deseoso de ir mucho más allá de lo que diantres me pagaran. Quería que la gente mirara la obra artística y escuchara la música”

La compañía, que como hemos visto se caracterizaba por las decisiones riesgosas que tomaba, aceptó la idea sin dudar un segundo. Su decisión y el trabajo de Alex se tradujo en el aumento de ventas de un 800% en cuestión de meses.

Así fue como nació la primera cubierta de disco ilustrada.

Alex Steinweiss. Imperial Orchestra, Smash Song Hits by Rodgers & Hart. 1939. Columbia Records

Primera cubierta ilustrada. Alex Steinweiss. Imperial Orchestra Under Rich Rodgers. 1939. Columbia Records

La revolución de las cubiertas ilustradas

La decisión que tomó Columbia Records supuso un punto de inflexión para la historia de la música, y más concretamente para su gráfica. Su competencia no tuvo otra salida que comenzar a decorar sus cubiertas si querían tener la oportunidad de competir con Columbia y conseguir así su parcela en el mercado.
A partir de ese preciso momento el mundo de la música se vió inundado por la gráfica y la obra de los autores más destacados de la época como Jim Flora, Arnold Roth, Saul Bass o el propio Alex Steinweiss:

Alex Steinweiss. Congas y Rumbas. Años 40. Columbia Records

Alex Steinweiss. Congas y Rumbas. Años 40. Columbia Records

Alex Steinweiss. Louis & Earl. 1940. Columbia Records

Alex Steinweiss. Louis & Earl. 1940. Columbia Records

Alex Steinweiss. Play Cole Porter. Años 40. Columbia Records

Alex Steinweiss. Play Cole Porter. Años 40. Columbia Records

Alex Steinweiss. Puccini: La Boheme. 1942. Columbia Records

Alex Steinweiss. Puccini: La Boheme. 1942. Columbia Records

Alex Steinweiss. Boogie Woogie. 1942. Columbia Records

Alex Steinweiss. Boogie Woogie. 1942. Columbia Records

Jim Flora. Louis Armstrong's Hot Five. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Louis Armstrong’s Hot Five. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Gene Krupa and his orchestra. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Gene Krupa and his orchestra. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Kid Ory and his creole jazz band. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Kid Ory and his creole jazz band. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Bix and Tram. 1947. Columbia Records

Jim Flora. Bix and Tram. 1947. Columbia Records

Ben Shahn. Chicago Style Jazz. 1955- Columbia Records

Ben Shahn. Chicago Style Jazz. 1955. Columbia Records

Arnold Roth. Jay & Kai. 1956. Columbia Records

Arnold Roth. Jay & Kai. 1956. Columbia Records

Saul Bass. Anatomy of a murder. 1959. Columbia Records

Saul Bass. Anatomy of a murder. 1959. Columbia Records

En resumidas cuentas, todo esto solo es una pequeña muestra de cómo la combinación entre la visión creativa, el riesgo y la pasión por esta profesión originó una revolución creativa y gráfica en el mercado de la música que dio lugar a lo que hoy podemos ver en todas las tiendas de discos: música para los ojos.

Fuentes:
- Alex Steinweiss.
- Jeff Tamarkin. Alex Steinweiss, Album Cover Art Pioneer, Dead at 94. Jazz Times.
- Gram. Muere a los 94 años Alex Steinweiss, inventor de las cubiertas artísticas de los discos. Gram Barcelona.
- Dean. 现代唱片封面艺术之父 Alex Steinweiss. Mtime.
- Columbia Records. Wikipedia.
Miguel Montaner
Miguel Montaner
Ilustrador freelance. Desarrolla su profesión colaborando habitualmente en prensa y otros ámbitos de la ilustración. Entre trabajo y trabajo también es cofundador y codirector de Crean.

3 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

  1. Interesante exponer la historia de la ilustración en relación a la música, ya sea entregando datos duros como también el breve análisis referidos a ésto.
    Si bien hoy en día no sólo el vinilo, casette, o cd está en peligro en extinción sino que también el diseño editorial e identidad que nos entregan las caratulas ilustradas /diseñadas, cargada de una historia y narración gráfica al que lográbamos, de alguna u otra forma saber y poseer “algo” del mismo grupo. Gracias por el aporte dan ganas de seguir investigando, saludos

    • Tienes toda la razón.

      El mundo digital avanza a pasos agigantados y está acabando de alguna manera con los medios analógicos y con sus soportes, donde los ilustradores teníamos un lugar.

      De todas maneras creo que no es una extinción si no una renovación.
      Si hubo un lugar para la ilustración en el soporte analógico, ¿por qué no en el digital?
      Está en nuestra mano encontrar dónde y cómo.

      ¡Muchas gracias por tu comentario Stephany!

  2. Jorge

    Lo que a Steinweiss le parecían lápidas no eran las fundas de papel, sino los álbumes sin ilustración.